Cea- Santiago (91 kms)

Salida del albergue de Cea, preparando la laaarga jornada. Doble desayuno con el rico pan de Cea (ya alabado en otro cicloviaje)

Visita por la mañana al imponente monasterio de Oseira. Acabó su reconstrucción en 1993, tras décadas de inacabable labor. Hoy se muestra magnífico.
Patio de los caballeros. No sabemos si se refiere a los extras de la foto, perdidos en sus mundanas meditaciones

La visita guiada empieza a las 10, al poco de llegar nosotros. Son 3€ pagados con gusto. La sala capitular (de finales del siglo XV), la joya de la corona

Con este desvío recomendable de 9 km al Monasterio, nos quedan más de 90 duros kms hasta Santiago. 

A la salida del monasterio una cuesta empedrada de 1 km nos obliga a bajar y empujar la montura

Luego, ya sobre la burra, recorremos, por senderos y carreterillas, las últimas aldeas de Ourense, de un verde hipnótico. Vestimenta típica de las aldeanas

Pasamos por Castro Dozón y almorzamos una rica tortillita, rodeado de paisanos que se expresan en un entreverado habla local. Que carallo! Tiramos hasta Lalín por la N-525 para evitar caminos poco transitables para mi magullada bici. Santiago ya queda a 45 kms.

A partir de Lexa, el camino mola por senderos frondosos, pistas fotestales y carreterillas laberínticas. Tramo después de Silleda:

Destacar el puente Taboada sobre el río Deza y el empinadísimo descenso (y posterior ascenso) a Ponte Ulla.
Muy recomendable seguir el camino en este tramo final, ya que está en muy buen estado. No tomar la N-525 😱. Aún así, hay algún tramo que nos obliga a echar cuerpo a tierra, articulando la ardua tarea del ‘empujing’.

Casi 5 horas transitar por estos últimos 45 kms. Se hace interminable, pero merece la pena contemplar estos parajes rurales.

15 kms sólo y todavía no se atisba la ciudad del apóstol, cagüen a leite!

El final esperado, en perpetuas reformas, que no empaña el jubileo 🤗🤗

A celebrarlo! 🐙🐙🐙🍺🍺🍺

Laza-Ourense- Cea (84 kms)

Os carnavales de Laza, ‘Entroido‘, son un espectáculo de máscaras. Hay fotos por todos los bares del pueblo.

Comenzamos a durilla subida da Alberguería (500 mts desnivel) lixeros do equipaixe, dona muito gusto vagar así por a vida. Carrterilla excelente, con la calzada pulida, y sin coches, para el cicloviaje. Contemplamos apenados o monte calcinado por as chamas do fogo.

Pasamos por Alberguería, donde Luis Sande regenta un albergue decorado con vieiras firmadas por los peregrinos. Y bajamos hasta Vilar do Barrio.

Seguimos O Camiño hasta Xunquira de Ambía por rústicas parroquias y agradables carreterillas o senderos. Horreos y berzas por doquier.

Mis compañeiros murcianos por un tramo arbolado y chulísimo del camino

También hay algun tramo sinuoso y pedregoso que a punto està de volcar a Raul

Al aproximarnos a Ourense, el camino transcurre ahora en su mayor parte por asfalto. Descenso rápido y liviano hasta Ourense, que nos recibe en su particular olla de calor: 27°. Recomendable pasear por su centro histórico, sus bares y sus pinchos

Partimos hacia Cea, conscientes de que ahora toca subir de lo lindo.

No, no era consciente de la subida criminal (Camiño Real Cudeiro Norte) al poco de salir de Ourense. Y con este calorazo, insufribles 3’5 kms de asfalto, a unos desniveles cercanos al 20%. Plato pequeño y haciendo eses en parte de la ascensión. Con alforjas hubiera sido imposible.

Camino muy chulo hasta Cea, por un sinfín de pistas y senderos, en los que es fácil perderse. Hubo que preguntar (y traducir con diccionario casi) media docena de veces para no verse atrapado en ese laberinto.

Jornada que ha transcurrido prácticamente por el Camino original. Una gozada, un viaje al mundo rural e interior gallego. Hay que replantearse el modus viajando con alforjas.

Cena final na pulpería da plaza de Cea con os compañeiros murcianos. Pequeño homenaje.

Puebla de Sanabria-Laza (95 kms)

Son las 09:15 y aún sin salir de este estupendo albergue, atendido por el sin par Manuel. A las 09:00 ya estaba aquí una chica de limpieza, (así de limpio y cuidado está). Que vergüenza levantarse tan tarde. Cómo se nota que la mayoría de huéspedes somos bicigrinos. Normalmente a las 7:30 no queda nadie dentro, incluido un servidor.

Puebla ocupa el lugar de un antiguo poblado celta y suevo, según reza el monolito:

Voy a dar un paseo en silencio por la preciosa zona antigua de Sanabria, con sus calles en cuesta, casas empedradas de tejados de pizarra y casonas de imponentes escudos. Y plasmar así alguna foto, que ayer tras una maratoniana jornada, llegué muy tarde.

Ya en ruta, cambio de paisaje: vacas pastando, arboledas y os montes galegos acechando.
En Requejo ya falan galego! Comenzamos la ascensión del Alto de Padornelo (6,5 kms) por la N-525, ya que el Camino està cortado por las obras del Ave.

En el alto, descendemos por un bonito y escarpado camino de retama y robles viejos, desbrozado por el ayto de Lubiàn

Me acompañan 3 bicigrinos murcianos que montan bicis más preparadas que la mía. Avería al canto: se rompe una de las 2 varillas que sujetan el transportín.

En Lubiàn, 2 horas para arreglarlo. Menos mal que el sr.Pepe, un manitas, me ha ayudado en su garaje, cortando un tubo por donde va el cable de antena, para sustituir la varilla rota. 

Me ha salvado la vida. …Los buenos samaritanos del camino. Esta es su tienda y la de su encantadora mujer. 

Gracias Pepe Ferreras. Anda, vaya nombre!

Bocata oscardillo y a toda mecha por la nacional (tramo anodino, entrando en Galicia, con los puertos de Canda y O Cañizo por medio) dirección A Gudiña, a ver si abre el taller del Sr. Castro, ya que es sábado por la tarde. 

Hay suerte, gracias a unos clientes que sólo podían ir por la tarde. Allí me ayudan a ajustar mejor las piezas. Pero tiene muy mala pinta. No sabemos si aguantará los treinta y pico kms hasta Laza. El taxista del pueblo, y gerente del bar, me llenóel bidón con agua y hielos y me da  a su tarjeta porsiaca. La gente puede ser maravillosa

En A Gudiña se puede escoger otra vía del camino sanabrés, la variante sur por Verín, más larga y acaso menos bonita.

Tomamos la vía tradicional, por una careterilla preciosa, sube baja, sin coches (luego, al comprobar el destartalado estado del firme, entendí la ausencia de vehiculos). Paisaje chulísimo, rodeando el embalse das Portas

Silencio absoluto. Aldeas, vendas en galego, abandonadas a su suerte. El despoblamiento rural aquí ha sido extremo. 

Uno se pregunta como vivirían aquí hace años, en pleno invierno (estamos a mil metros) en esas casas bajitas de piedras amontonadas, con tejados de pizarea, casi chabolas. La mayoría ya derruidas

Un sinfín de subidas,que parecen interminables, van minando la arañada moral del bicigrino. Fnalmente, el asfalto lleno de baches y a veces descarnado, sólo con piedras, acaban destrozando el transportín de mi montura. 

Baixo os 10 kms finales, por a bona carretera (OU-112), desde Cerdedelo hasta Laza, sujetando a bici con uma mao y os bultos con a outra. De circo.

En el Albergue, mis compañeiros murcianicos me dan la opción de llevar mis alforjas hasta Santiago en un taxi- transporte que han contratado para llevar cada día las suyas a su destino.

Me reafirmo: la gente puede ser maravillosa. Siempre te aguarda, en el camino, una grata sorpresa tras un día aciago.

Granja de Mojeruela -Puebla de Sanabria (100 kms)

Me cuenta el del bar del pueblo, donde sellan y registran al peregrino, que desde hace 5 años a las 7 am toca estar al pie del cañón, para suministrar cafe y alimento al espíritu carnal del peregrino. 

Salimos con la fresca, que no es la luna del fondo, y nos acercamos al Monasterio de Mojeruela (s. XII) a 3,5 kms de Granja.

El Císter lo edificó en 1138, bajo protección de Alfonso VII. A pesar de estar en ruinas, merece la pena el conjunto entre los árboles y el pujante Lorenzo.

Dejamos por fin el asfalto y nos metemos en vereda, entre dehesas y el embalse de Ricobayo. Imágenes preciosas.

Unas amigas inrsperadasque nos saludan por estas dehesas solitarias

Y el precioso puente Quintos, construido en 1920, sobre el Esla

Nos adentramos en la comarca de Tàbara por una preciosa carretera (ZA-123), sin tráfico. 

Faramontanos, proviene de Foramontanos (gentes que descendieron del norte para habitar estas zonas despobladas). Alguien los designó como ‘gentes valerosas que, movidas por un ideal, dejaron la seguridad de vida y haciendas allá en los montes y repoblaron estas tierras’.

Tàbara, que fue dominio de los caballeros templarios, cuenta con la iglesia de Sta María (de 1132), en la que se realizaron varios manuscritos de importancia, aún conservados.

Tras un bocata kilométrico de tortilla  empezamos una preciosa, y muy bien señalizada, ruta de caminos rojos rodeados de encinares, hasta Santa Marta de Tera (lugar tradicionalmente de acogida de peregrinos). Luego, surcamos un sinfín de pueblos con la coletilla ‘de Tera’, honrando así a su río vehicular.

Rionegro del Puente tiene un albergue gestionado por la cofradía de los Falifos (con una curiosa tradición de entregar una prenda a su muerte para ser subastada y financiar asi su labor benéficaca). Y además cuenta con un Rste. muy peculiar con la cocina imbuida en el comedor y un suculento menu del peregrino (con entrante, 1°, 2° y postre) por 10€. Restaurante Me gusta comer, de lujo. El dueño, majete, es un artista tambien con el pincel y así define el arte de cocinar: ‘como pintar sobre un lienzo’

Tiramos hasta Puebla, pasando por Mombuey y su enigmática torre, de aspecto defensivo y sin signos visibles de haber servido a tal fin.

Y llegamos a Puebla de Sanabria con su castillo del s.XIV y zona amurallada ahí arriba, vigilantes. Es una chulada pasear por su zona antigua, pero está a tope de turistas, con sus palos selfies, por favores  y gracias edulcorados. 

Un vaso de leche y a la cama. Hala!

Castronuño-Granja de Mojeruela (81 kms)

Toro merece un paseo, es arte y arquitectura en sosiego. Su casco histórico es una preciosidad: Colegiata de Sta. María la Mayor-data de 1160-, iglesias de San Salvador y San Pedro del Olmo y a 1 km la de Sta. María de la Vega.

Además,  Toro se distinguió por la gran cantidad y calidad de sus hospitales benéficos: llegó a tener doce. Así que nos sentimos bien acogidos 

La torre del reloj destaca entre sus muchos momentos civiles:

Vistas de la Vega del Duero desde la ontananza torense. Se dice que verás en tu camino una línea blanca dibujada entre los árboles.

Tierras de cereal, alguna vida, vaquerias y pueblos con cines desvencijados, estampas de un pasado mejor.

En Granja de Mojeruela se bifurcan la Vía de la plata (hacia Benavente y Astorga) y el Camino Sanabrés (por Puebla de Sanabria)

El albergue está casi lleno, es s.santa y se nota la afluencia peregrina. Unas amables feligresas nos muestran su iglesia.

Luego, en el bar, la entrañable y sin par mezcla de lugareños, jugando la partida, y los pereGUIRInos, dos japoneses, anotando sus industrias 

Valladolid-Castronuño (66 kms)

Iniciamos hoy el Camino Sanabrés, desde Valladolid transcurriendo por la Castilla VERDE primaveral

Y los meandros del Duero en Castronuño

Pueblo, este, rebelde con causa  por historia y actitud.

No en vano, eharon abajo su castillo, en época de reconquista, para no plegarse a los caprichos de un ‘noble’ de la época.

Aún siguen los ‘galdarros’ (como les llaman, y que significa alegres, joviales) peleando por sus cosas. Su escuela pública, construida y conservada desde la época republicana, es un buen testigo de esos principios. Los suelos de su patio de juegos está hecho con piedras del extinto castillo.

Al propio Franco le hicieron una jugarreta en la inauguración de la central hidráulica: la orquesta del pueblo trocó el pasodoble de rigor por la canción ‘ tengo una vaca lechera’. Se podían haber atrevido con el ‘paquito chocolatero’. Ya puestos.

La plaza de los versos, aún sin terminar conmemora la tradición de los quintos y quintas, que cada año,  declaman su vida en verso, tal cual, (suelen ser estrofas de 4 versos) y manifiesten así su mayoría de edad en público. Ejemplar, y lírica, presentación en sociedad de los mozalbetes del pueblo, que se celebra junto al cuartel de la Benemérita en la carretera de Alejos.

Hoy toca Champions. En el bar Sevilla (donde sellan la credencial) hay dos teles. Todos miran la pantalla grande, al Madrid. Menos uno que mira, el bicigrino, a la tele pequeña, la del Atleti. Me ponga dónde me ponga molesto, al mirar al otro lado. Somos un incordio los del Atleti, está visto.

El albergue, inaugurado en 2013, fue financiado por la American Pilgrim Asociation. Bienvenidos sean a este remanso. Gracias Rosana por explicarmelo tan bien y bonito

Gijón- Oviedo: El bicigrino vuelve a las andadas (13 agosto 2014)

El bicigrino vuelve a las andadas con la simple y perpetúa idea de que el peregrino nunca se queja y siempre está agradecido (gracias Jesús por la enseñanza).

El bicigrino también desea dejar de oír el disco rayado de su quijotera y abrir grietas para diferentes sonidos, maneras, prespectivas

A ver si de esto se empapa uno a la vuelta, a esa siempre disconforme vida urbana.

gijón

Gijón – Oviedo (33 km)

De momento el estrés el bicigrino no se lo quita y se teme que hasta Galicia va a seguir igual. De milagro he pillado plaza en el albergue. Sólo quedaba una cuando he llegado. Y sólo eran las 5 de la tarde.
Gracias Silvia por la foto en Avda. de la Costa (Gijón)

Oviedo-Grado-Salas-La Espina (7h – 60 kms) 15 agosto 2014

image

Muchos peregrinos en los albergues en agosto. ‘Será la crisis’, comentaba una señora ovetense, en Salas. Esta tarde el de Bodeyana (casa abierta al peregrino donde Alex prepara cenas comunales, a cambio de la voluntad) estaba completo a las 5 pm.
Menos mal que a 3 kms hay uno nuevo (junio 2013) y confortable en la Espina.

image

Ruta sube-baja por caminos a veces de tierra, a veces asfaltados. Se puede hacer casi todo sobre la burra. El bicigrino apenas tuve que bajar de la bici hasta llegar a Salas y subir por Porciles a la espina, 6 kms al final de la jornada y uff casi 2 horas empujando la burra sobre cuestas empedradas.
No es de extrañar que el bicigrino haya cenado a las 6 de la tarde, con más hambre que carracuca.

image

Esta ermita-santuario (virgen del Fresno) es una gozada por dentro, hecha de piedra. En el libro de visitas, amén de peticiones a la virgen, alguien señaló: “dale al tambor y a la fiesta que sólo se vive una vez”. El bicigrino fue meditando y rumiando un buen rato estas aleccionadoras y acaso frívolas palabras.
Unos simpáticos vecinos, que le dejaron las llaves para visitar la ermita e invitaron al bicigrino a un culin de sidra, comentaban que incluso venía gente ‘de fuera’ para sus casamientos. Uno se pregunta cómo se estipularán las coordenadas territoriales del vecino.

image

Salas. Muy chulo el centro. El arco de la foto está adosado a una imponente torre medieval. Menú del peregrino a 9,5€ en el restaurante de al lado (casa Pachón) Menú especial 22€. El bicigrino nunca se queja, valgame!

image

Seres peregrinos educados y respetuosos, pero con pocas ganas de compartir. Bueno, es sólo el primer dia de camino. No sabe la razón, pero el bicigrino extraña a gente como Jesús

La Espina-Tineo-Borres-ruta hospitales-Grandas de Salime (11h – 70 y tantos km) 17 agosto 2014

El bicigrino no ha elegido la mejor época para el camino. Y hoy quizá tampoco la mejor ruta. En el Albergue de Grandas de Salime no había sitio (una peregrina gallega me dijo que llegó a las 12:30am y ya había cola!!). El bicigrino llegó a las 7 y media y mirad donde le han metido. Ha tenido suerte de no dormir en la calle, en el fondo.

image

Vaya jornada, el bicigrino partió con la burra a las 7:30. Media hora después se percató de que se había dejado el móvil en el albergue de la Espina. Vuelta atrás. Una hora y media después llegó al albergue tras perderse por los montes de La Espina entre la niebla mañanera. Una pesadilla.
Eso para empezar.
De la Espina a Tineo todo el camino es barro y más barro. Poco recomendable para la bici. Tineo estaba en fiestas y de esta guisa nos saludaron:

image

El bicigrino  de acercó a ver monasterio de Obona (s. XII), fundado durante la monarquía asturiana, de obligatoria visita en otros tiempos.

image

Y esto cuenta su leyenda:

image

Luego el bicigrino se perdió dos veces antes y después de pasar Borres, donde se bifurca el camino para seguir la famosa ruta de los hospitales ( con su ‘temible’ la subida. A los puertos de la Marta y de palo.

image

En esta ruta (12km) no hay población alguna, ni fuentes, ni gente. Es la antigua ruta de peregrinos. Los hospitales donde pernoctahan están en ruinas.

image

Como no hay ninguna casa, tienda o bar ni posibilidades de conseguir agua, aconsejan aprovisionarse antes bien en Campiello, donde la famosa Herminia te adula mientras tú vas comprando viandas son reparar en la cartera. Fue el único momento del dia que paré un rato.
El bicigrino tuvo que empujar literalmente la burra durante 3 horas por la durísimas subidas llenas de piedracas afiladas. El bicigrino apenas pudo montar. Nunca mais. En bici NO se debe hacer esta inhóspita pero preciosa ruta!! No había nadie, total desolación, sólo vacas y caballos. Y algún buey con incontinencia.

image

Cuando llegué al alto del palo eran las 5 de la tarde y faltaban aún 32 km para llegar al primer albergue, el de Grandas de Salime. Llegué a las 7 y media, 12 horas antes salía con la bici desde la Espina…

image

Mís compañeras de jornada:

image

Tan majas ellas y lo poco que se quejan

image

Grandas de Salime-Fonsagrada-Lugo (6h – 80 y pico kms) 17 agosto 2014

Harto de la locura de ayer, el bicigrino ha compartido (y disfrutado) con David una jornada únicamente por carretera, amén de unas cuantas mucha cañas con limón, con sus correspondientes tapas lucenses (que lujo) y todo un señor pulpo a feira y pimientos del Padrón, en Lugo.

image

Hoy tocaba no correr, no perderse y no meterse por caminos impracticables. Igual hacer todo el recorrido por asfalto no va en consonancia con el espíritu peregrino, pero llegar a las 6 pm a Lugo, irse de cañas, observar y escuchar a las lugareñas (muy recomendable pasear por encima de la muralla a partir de las 8pm, hora en que las féminas deciden correr o andar a ritmo por este privilegiado lugar) y pasear por su casco amurallado no tiene precio… Con el precio de las cervezas y las raciones flipaba David, que para eso vtiene de otro escalafón, de Getxo…

image

No había plaza en el albergue lucense, (desde las 3 pm completo nos dijo el hostelero), así que nos desviamos a la pensión mar de plata (35€ habt doble con baño + lavado de ropa). Lugo hechiza de día (preciosos la muralla y el casco antiguo) y de noche (calle de los vinos = Rúa alta, de 10pm a 4 am). Lugo arrojó un poco de luz (da humanidade) sobre la embotada quijotera del bicigrino.
image

Lugo-Guentín-Lalín-Castro Dozón (7h – 90 kms) 18 agosto 2014

Jornada de transición. Despedida de David (que retorna en bus a la semana grande de Bilbao, a darle al tambor y la fiesta, el muy bribón) y adiós al camino primitivo poco antes de Palas do Rey (quedando Santiago a menos de 80 kms).
Asfalto y más asfalto por nacionales, nada reseñable. Bueno, quizá la comida gallega (=buena y copiosa – y barata que diría brixton -) en Monterroso.

image

Increíble, ha llegado al albergue de Castro Dozón ya pasadas las 6 pm y mirad con que han obsequiado al bicigrino:
image

Poco antes, otros peregrinos le dijeron que desde las 3 estaba lleno y que un grupo de italianos se ha tenido que ir porque no había plazas. Esta debe ser una de las ventajas de viajar sólo.

Hay algo desasosegante estos días de agosto por los caminos y es la carrera entre los viandantes por pillar albergue. Mucha gente en verano y no hay sitio para todos. Eso hace que la gente corra por llegar antes, hagan cola antes de abrir y lo peor de todo es que fomentan la competitividad en lugar de la solidaridad y la entrega desinteresada, esencias del peregrinaje.
Serían las 10 am cuando escuchaba a un caminante, leyendo una guía, decir a su compañera que el albergue tal tenía todos los servicios, mientras se preguntaba de manera crítica si eso incluiría la lavandería.
Un peregrino se contenta con nada hombre! Y siempre está agradecido!
Que ganas de espetárselo en la cara.

Curioso el enjambre que se crea en los bares (suele haber solo uno) de los pueblos gallegos entre aldeanos y peregrinos foráneos. Dos mundos que quizá jamás se cruzarían en vida.
image

Bienvenida ruta de la plata, aunque sea en sentido contrario.

Castro-Orense-Xinzo-Vilar de Rei (6h – 90 y tantos kms) 19 agosto 2014

Había que comprar pan de Cea, según todas las guías, pues nada dos tazas. Tengo pan para todo mi peregrinaje. Por poco me llevó también la jardinera de la foto.

image

Un paseo por el casco antiguo de Ourense es recomendable, y ¡sus bares y pinchos! Orense, aunque este no cautivara tanto al bicigrino como Lugo. Los nombres de los pueblos se duplican (Lamas, Loureiro, Bouzas, etc) y algunos cono Pazos hasta se triplican. Ruta por antiguas nacionales, carreteras y pueblos carentes de encanto.
Pasado Orense comenzamos la ruta de la plata (en sentido inverso) por Taboadela y su alto, luego pasando por el turístico pueblo de Allariz. Spain is cutredifferent: la oficina de turismo cerraba los lunes. Si fuera invierno se entendería pero en pleno agosto es incomprensible.
Lo mismo ocurrió en Xinzo de Limia, cerrada la oficina de info. Si un bocadillo de Ibáñez resumirera mi cabreo aparecerían una bomba con mecha, letras en chino, un trabuco, un lanzagranadas y un burro en la guillotina.
Unos amables paisanos me indicaron que a 10 kms, en Trasmiras, había un albergue. En llegando ,el bicigrino percatose de que en ese pueblo no había rastro de vida peregrina. El bcgn echaba humo y azufre por las orejas. (aclaración: el bcgn intenta evitar el móvil e Internet para conseguir información).
Hasta que una niña le indicó que es en el pueblo siguiente, a 2 kms. Y qué nos encontramos? Un albergue completamente nuevo (del 2012) con todo tipo de comodidades… Y vacío!
image

En este pueblo apenas hay una docena de casas eso puede explicarlo o que la otra variante desde Gudiña de la ruta de la plata (a 10 kms por Vilar de barrio y Laza) es mucho más transitada. Pero es que el albergue está de lujo, parece casi una residencia de estudiantes. Acabarán cerrándolo, me confirma uno de los encargados, tras comentarme que vienen tres peregrinos al mes. A qué iluminado se le ha ha ocurrido montar esto y para qué?
Como el bicigrino es el único huésped, se ha preparado su primera cena peregrina a base de pasta tomate y atún. Un manjar!
image

Diréis: y por qué no nos despachas fotos de los pueblos o del paisaje? Ya ehh. Pueblos estirados a lo largo de la carretera, con casas grises de hormigón, sin perfume alguno, excepto Allariz (pero este demasiado volcado al turismo, todo tiendectas de regalos o confiterías con empanadas de la zona). Coño que en Allariz no hay tele-club! Ni aldeanos de cara agria jugando la partida y diciendo ‘Carallo, palillo en ristre, cada dos por tres. Estampa del resto de pueblos gallegos.

Vilar do Rei-Verín-Chaves-Vila Pouca de Aguiar (6h – 80 y tantos kms) 20 agosto 2014

Nuevo episodio con la oficina de turismo en Verín. Cerrada, abren a las 10 am. Hay albergue y el bcgn quiere interesarse por la variante de la ruta de la plata que ha elegido. El bcgn vuelve a las 10:10, sigue cerrada. Sin comentarios.
Rumbo a tierras lusas. En sólo 12 kms hasta la frontera, seis clubs de carretera (el francés, J.J. , moulin rouche, gran rancho, etc). Cero en el lado portugués

image

Por fin en Portugal. Todo más bonito. Se dispara el optimismo, se ensanchan las miras, pero la carretera se estrechan, sin arcén, aunque sea nacional.Voy a seguir la N2 hasta Viseu

image

Chaves es muy chulo merece la pena perderse un par de horas por sus calles, fuertes y … termas a 70 grados!

image

image

Aquí sí está abierta la oficina de turismo, donde me informan sobre mi ruta elegida: camino portugués interior:
image

Hace demasiado calor (33 grados) para andar en bici al mediodía o por la tarde. Por la tele advierten del riesgo del calor para las personas más delicadas. Hay riesgo de incendios estos días.
El bcgn se deshidrata. Hay que cambiar las rutinas y parar las horas de mayor canícula. En un pequeño café de Vidago no sólo me dan agua sino que me la rellenan con cubitos y guardan el bote en el congelador, mientras me ventilo una coca a 1€. La dueña habla con un paisano y no me entero de nada.
No hay ninguna prisa, otra vez duermo solo en el albergue de Parada de Aguiar, un albergue estupendo por cierto, atendido por la Sra. Adelaida. Mirad que vistas de madrugada:

image

Lo único es que aquí no hay ni teleclub. Me temo que los albergues de esta ruta son así: cómodos, limpios, bien equipados, y sin embargo solitarios y diseminados en aldeas perdidas.

Parada de Aguiar-Vila Real-Lamego-Ribolhos (7h – 90 y pico kms) 21 agosto 2014

El bcgn sigue la ruta de la antigua vía del tren, desde Vila Pouca de Aguiar. Escuetas estaciones abandonadas salpican el camino solitario. Hasta darse de bruces de pronto con la autopista y sentirse el bcgn como un pájaro en una jaula.
Desayuno reconfortante en Vila Real.
image

El bcgn tira para Lamego. De pronto la carretera se estrecha aún más y empieza a serpentear, sube y baja por una zona de sierra repleta de viñedos escalonados en las laderas del monte. Una chulada. A pesar de tanta subida (y bajada) los kms pasan más rápidamente que en Galicia. Sarna con gusto. El bcgn se acuerda de Lici, que gozaria con estos perfiles y estos paisajes:
image

Aunque no hay ni un sólo centímetro de arcén, todos los coches y camiones guardan al menos un metro de distancia o esperan atrás hasta que hallan un hueco, todos excepto dos autobuses públicos, que se llevan alguna lindeza del bcgn. Cómo está el servicio (público) señora! Otra leyenda errada sobre las artes conductoras en el país vecino.
Sin saberlo entramos en la comarca del vino de Oporto. Viñedos en abanico que descienden hasta un valle transitado por el Duero.
image

Parece que los kms se acortan y que los pueblos se adelantan y ubican antes de donde deberían estar, todo lo contrario que en el tránsito gallego. Será que el bicigrino está disfrutando? Paisaje desde Cumeira:
image

La N2 parece una carreterilla local de media montaña, así da gusto. El bcgn empieza a disfrutar de verdad de este viaje. Pero claro hay subidas interminables: alcanzar Lamego cuesta dios y ayuda. Ya son más de las 2pm y estamos a más de 30 grados. No se puede andar desde la 1 a las 4, y menos aún subir 10 kms seguidos.
image

Foto desde el alto del santuario de Lamego (2kms extra de subida). En la oficina de turismo de Lamego apenas pueden informar al bcgn de la variante del camino interior por Guarda y Castelo Branco. Así que el bcgn opta por seguir a Viseu y cruzar por la Sierra da Estrela, de tan gratos recuerdos.

Lo del calor nó es ninguna broma. Hay 8 incendios activos en esta zona entre Vila Real y Viseu. Observad este incendio a pocos kms de Bigorne y del bcgn:
image

Desde Lamego se sigue subiendo, unos 17 kms más, llevaderos dentro de lo que cabe (por las arboledas de la orilla y las sombras proyectadas), para luego descender lentamente hasta Castro Daire. Más adelante está este apacible y relajante pueblo de Ribolhos. Hay bar y dan un pedazo de cena casera por 6 euracos que se caga la perra y el bcgn Que bien. En la terraza del bar la gente (hombres y mujeres) charlan afablemente sobre los gatos y sus costumbres. El bcgn empieza a atar palabras y a coser alguna frase.
Los perros ay los perros. Aquí apenas ladran, no se asustan si te acercas, parecen tailandeses. Será que les tratan bien?
Ni que decir tiene que vuelvo a dormir sólo en el albergue, muy bien tratado por la señora Cordelia.
image

Ribolhos-Viseu-Gouveia (5:30 h – 70 y algo kms) 22 agosto 2014

El bcgn se transmuta en cicloviajero. Dejamos atrás el camino interior portugués y viramos a la serra da Estrela, más adelante retomamos el camino en Cáceres (vía de la plata).
El camino por tanto se desluce y empina seriamente.
Y ese indecoroso sostén de la espalda se reconforta, tras una semana a pelo, en un sillín-gel obsequio del gran Rubens. Avergüenza un poco, pero si no queda más remedio que pedir oxígeno a 7000 mts, se pide. Salvando las desproporcionadas distancias ejem

Hasta Viseu carretera de monte tranquila, sin apenas serpenteos y sin lindezas particulares.
Comida opípara en restaurante ‘típico’ O Valerio, en Mangualde.

image

Y a los pocos kms de salir de Mangualde, ahí está: serra da Estrela.
image

A los pocos kms el cicloviajero sufre los (joe)rigores del calor y de una digestión de hormigón y tiene que parar en un bbanco de Dobreira, tras hacer varias eses en pleno estado de amodorramiento.

image

A pesar de ser una jornada corta, costó lo suyo llegar (subir) a Gouveia. En la oficina de turismo dicen que sólo hay 2 hoteles y que no hay pensiones, pero que conocen a un particular que alquila ‘ cuartos’ por 12,50 €, el Sr. Agostinho Silva e Sousa (es un único ser). Tlf. 965 184 802. Mirad, todo un apto de 3 plantas (sin lujos claro) para el cicloviajero:

image

El cicloviajero se topa von dos cicloviajeros también españoles, que vienen de Manteigas por el pico torre. Tras contarles mis pesquisas en la oficina de turismo, dicen que prefieren dormir al raso y se alejan sin despedirse. Sin comentarios.

Tras consultar al oráculo licideriano esta es la ruta para mañana por la bendita sierra da Estrela:
Gouveia-Manteigas-pico torre (opcionales 6 kms finales)-Covilha. Unos 55-60 kms con 2 subidas duras.
Y luego tiraremos para Castelo Branco y más adelante a Cáceres y ruta de la plata.

image

Gouveia de noche mola. Tiene esa combinación de lo decadente (bastantes casas en ruinas o desvencijadas) con lo rústico-medieval (callecitas de un metro de ancho, escalinatas y callejuelas para perderse). Si esto fuera Croacia o la Italia estaría repleto de turistas. Y acaso también de tiendas hippies y heladerías.

image

image

That’s all folks!

Gouveia-Manteigas-Fundao (7h – 80 kms) 23 agosto 2014

Que gozada de sierra. La mejor jornada sin duda. También triste por los incendios con los que se topó el cicloviajero al llegar a Covilha.
Salida ente la niebla de Gouveia, con la luna aún reinando toda henchida:

image

Gouveia-Manteigas: casi 2 horas de subida acojonante de 21 kms, tendida pero larga claro (duros los 4 primeros kms, a la salida de Gouveia). Conté tan solo 22 coches que me adelantaron. Toda la carretera y parte de la sierra para el cicloviajero.

image

Paisajes un tanto vedados por la calima y el humo (quizá de los numerosos incendios que asolan estos días este acogedor país). Algunas calvas en el paisaje atestaban la arrasadora visita del fuego.
Descenso increíble y vertiginoso de 17 kms, haciendo eses y eses entre pinos, a Manteigas. Tiene que ser increíble subirlo, o sea al contrario de lo hecho hoy.

image

Algunas lugareñas de paseo. El cicloviajero cede el paso, válgame.

image

Y por fin Manteigas. Ahí está el corazón de la serra da Estrela, más ajetreada de lo que recordaba el cicloviajero

image

Luego comenzamos un duro ascenso (14 kms) por el espectacular valle glaciar del Zécere. Algún coche más que antes pero casi imperceptibles. Paisaje y ascenso imponente. Sin palabras. No las hay

image

Al final del ascenso, el cicloviajero deja el píco Torre a mano derecha, a 7 kms (eran casi las 2 pm, con este calor hubiera sido un suicidio ascender la cúspide de la Serra da Estrela) y comenzamos un inesperado descenso a Covilha. Al bajar, consternación y algo de miedo. El cicloviajero se cruzó con dos retenes de bomberos, manguera en mano, en plena carretera. Un montón de helicópteros porteadores de agua tronaban en el cielo:

image

image

El cicloviajero se despide cariacontecido de esta amada sierra.

14 kms más y llegamos a Fundao. Pernocramos en el hotel Samasa. En la cena en rest. Bellavista comentan por lo bajini ‘o espanhol comió tudo’. Nos ha jodido mayo con las flores.
Había teatro al aire libre a las 10 (y gratuito) pero el insigne comensal estaba muerto.

Fundao-Monsanto-Zarza-Alcántara (8h – 120 kms) 24 agosto 2014

Nada más salir de Fundao (breakfast included), se sube por la sierra de la Gardunha hasta poco antes de Alpedrinha. Vistas ahumadas de la serra da Estrela y Covilha al fondo

image

Dejamos Alpedrinha al fondo y las sierras portuguesas e iniciamos un tramo más alisado.

image

El cicloviajero toma un cruce y sigue la N-239 por Orca, Medellín, Monsanto y Monfortinho, hasta la frontera con Espanha. Carretera tranquila, sin tráfico. Ovejas, olivos, algunas vides y planicie acompañan al cicloviajero

image

Visita y parada prescindibles a Monsanto, ese pueblo encaramado en lo alto. Dos kms de empinada subida, para un lugar espectacular desde abajo, pero no tanto desde arriba.

image

Y todo para únicamente hacerse la foto de rigor. Entelequias del cicloviajero

image

Pasamos por otro pueblo chulo, Penha García, no tan genuino como Monsanto pero digno de foto

image

Seguimos hasta las termas de Monfortinho. Sopla un viento racheado y ligeramente de popa que hace llevadero este sofocante día, ya casi extremeño. Son las 3 pm y no hay ningún ser con orejas por la calle. Tras varias vueltas por el lugar, oficina de turismo cerrada, sólo hallamos unas piscinas municipales. No sé sabe que esperaba el cicloviajero. Más entelequias. Dentro de poco serán gigantes y no molinos. Tiramos para tierra patria

image

Pasamos la frontera y tras 20 kms durísimos sin vida alguna conocida (ni una casa, ni una maldita sombra, y claro nada de agua) llegamos a Zarza la mayor, que está en fiestas y claro todó cerrado. Son las 4 de la tarde y es imposible seguir con este calor. En el primer bar, bar Rocío, me comentan que hay unos 90 kms hasta Cáceres y unos 30 hasta Alcántara, pueblo con pensiones y más vida. Dentro de nada empiezan los toros y el afable camarero está algo inquieto.
Se agradece el idioma patrio, y el curioso deje extremeño que desaloja las eses de la dicción a su antojo:

Tiramos para Alcántara tras beber medio Tajo y medio recuperarse el maltrecho cicloviajero.

Alcántara es una joya desconocida, con barrio judío y sinagoga incluidos. Merece una página entera en este blog. Cómo pueden caber tantos monumentos en un pueblo tan chico?

image

Voy a dormir al lado del anfiteatro, donde también durmieron Victoria Vera, Ágata Lys y otras tantas celebrities, me cuenta José Luis, el simpático hospedero de la casa rural ‘La Cañada’. A primeros de agosto se celebra un festival de teatro, representado en el mismísimo anfiteatro.

image

(foto gentileza de Sergio, que tan bien me aleccionó sobre esta joya de pueblo)

Comentan en la mesa de al lado, durante la cena del cicloviajero, que hoy han bajado algo las temperaturas de 40 a 37 grados. Estoy de atar.

Mañana comenzamos la vía de la plata en Cáceres. Aún faltan 60 kms y algo del espíritu frugal y humilde peregrino

Alcántara-Cáceres-Grimaldo (7h -110 kms) 25 agosto 13

En unas 3 horas llegamos a Cáceres, desde Alcántara. Paisaje de olivos, encinas, dehesas, ganado vacuno y chumberas al final. Algún toro de Lidia andaba también por ahi.

image

Si Alcántara merece una página entera qué podemos decir de Cáceres. Tres páginas al menos. Perderse por el Cáceres monumental no tiene precio.

image

No es sólo lo bien esmerado y conservado que está sino que es de apreciar que lo hayan despojado de tiendas, restaurantes y bares. Así el cicloturista (hoy sí) sientese transportase a la época palaciega y eclesiastática del medievo y el renacimiento.

image

La presencia romana fue muy significativa en Cáceres. Un aljibe nos susurra esas épocas pretéritas:

image

Una vieira nos indica que estamos en el camino adecuado. Es hora de hacerse bicigrino. Comienza la vía o ruta de la plata.

image

El camino de la plata se señaliza no con flechas amarillas, sino con cubos y un cuadrado amarillo incrustado. Y uno azul al lado, si se comparte con la antigua calzada romana, como en la foto:

image

Una explicación más exhaustiva:

image

La partida desde Cáceres ha sido una tortura. Ni una sombra, ni un árbol hasta Casar, solo asfalto y sol. Son las 5 pm. Sin embargo, el verdadero suplicio ha sido a partir de Casar. El bicigrino ha tomado el camino de tierra. Son más de 35 kms hasta el siguiente pueblo, Cañaveral, sin una sola casa, árbol, gasolinera o ser humano. Y con sólo un bote de agua en la bici y que a los veinte minutos era sopa. Ninguna posibilidad de abastecimiento de agua. Un erial a más de 30 grados. Calamitoso

Cruzamos varias fincas de ganado con las cancelas cerradas:

image

Al llegar a Cañaveral, secos y deshechos, una señora sin preguntarla nos conduce hasta una fuente ante el calamitoso estado del bcgn. Una vez hagotadas las reservas del servicio municipal de aguas, nos indican que el albergue está cerrado. Son las 8 pm y el siguiente albergue está en Grimaldo, a 9 kms, con el puerto de los castaños de por medio.
Errático comienzo de la ruta de la plata. Podía haber sido peor: el bicigrino no ha pinchado, ni se ha caído o perdido. Este pensamiento anima a seguir al maltrecho bicigrino.

En Grimaldo y ya durante una apaciguadora cena, el bcgn Luis comenta al otro bcgn que el castillo de Grimaldo (en ruinas) perteneció en otro tiempo a la dinastía Grimaldi. Y en el se dice que vivió un terrateniente que, dadas las vejaciones a las que sus sirvientes propinaban a mendigos y peregrinos, mandó que todos ellos fueran decapitados y su cabezas expuestas en cada una de las almenas del castillo.

Plácidos sueños esperan a los bicigrinos

Grimaldo-Baños de Montemayor (10 h – kms… ni se sabe)

image

El dia empezó bien, en compañía del sin par Luis. Cruzamos parte de la Dehesa Cabildo sin mayor problema. Horas tempranas. Silencio. Una soledad empequeñecedora.

image

Tras el desayuno-despedida en Río Lobos, el bicigrino tira por carreterilla local hasta Galisteo (lindo pueblo, mirad abajo) y Corcoboso:

image

Y comenzaba otra jornada aciaga en la ruta de la plata. La pésima señalización, las fincas que obstruyen con cancelas el camino, albergues cerrados sin previo aviso y este calor que asfixia las horas centrales y taciturnas del día, han hecho mella en el ánimo bicigrino.

La noche anterior el simpático dueño del bar ‘el refugio’ en Campiello nos advirtió que en la extensa finca Larios habían cercado el paso y había que bordearla con sumo cuidado siguiendo la valla. Hace poco unos italianos la habían cruzado y tras varias horas deambulando volvieron al punto de partida, al paso cercado. Y es que el propietario además había quitado todo tipo de señales argumentando que le había ganado un pleito a la Junta de Extremadura, lo cual parece no ser cierto. ‘Los indeseables perjuicios de un mal pleito’, según Luis. El dueño del bar expone un dibujo en el propio bar para auxiliar a los incautos peregrinos:

image

También nos contó que una señora responsable de la vía de la plata recorría todos los años en Jeep la vía comprobando las señalizaciones y el estado. Pero hacía dos años que no lo hacía porque su marido había enfermado. Luego el bcgn comprobaria sus consecuencias.

Cáceres es una provincia maravillosa, llena de lugares increíbles (Jerte, Hurdes, Gata, la capital Cáceres, Hervás, Alcántara, Baños de Monyemayor, etc) poco explotados por suerte. Sus gentes son buenas, amables, humildes, dicharacheras. A pesar de ello estos 2 días cacereños de la ruta de la plata han sido frustrantes.

image

El bcgn no se queja de la dureza del recorrido o de los albergues (en Grandas cuando tocó dormir en el suelo de un cobertizo hubo un amago de queja al pagar 5€, pero rápidamente uno recordó lo de estar siempre agradecido y calló). Hay que aceptarlo como viene y encajar las dificultades y el infortunio con el corazón de bronce.

image

Pero no es de recibo que en un tramo de 39 kms, Carcaboso-Aldeanueva, por solitarias (a veces inhóspitas) dehesas, no haya señalización adecuada. Sin embargo en otros tramos había multitud de señalizaciones cerca de pueblos que no están en la ruta, para que te desviaras, te acercaras y así consumieras en sus bares o casas rurales. Como en Río lobos, con una señal cada 50 mts.
Más adelante, el bcgn se enteraría que la mayoría de peregrinos evita este duro y solitario tramo de casi 40 kms tirando sencillamente por carreteras.

image

LA MALDITA DEHESA

El tramo desde Carcaboso hasta Aldeanueva es de 39’kms. Y esto dicen las guías: ‘No hay más poblaciones hasta Aldeanueva ni lugar de aprovisionamiento que no sea alguna casa con buena voluntad de los dueños’. El bcgn no vio ninguna casa!

Eso sí, el bcgn en un par de ocasiones turbó el plácido descanso de varias piaras de jabalís que sesteaban a la sombra de una encina.

image

El bcgn no sabe las veces que perdió la pista en medio de la Dehesa de Valverjo. Alguna cancela cerrada indicaba ‘No pasar’. Alguna estaba candada y realmente no se podía cruzar.

image

Qué hacer? No había ninguna señal amarilla al lado. Vuelves atrás? bordeas la finca con la certeza de perder el rastro? Cruzas la verja, desoyendo el cartel? El bcgn probó todas estas opciones.Lo malo es que estba a un montón de kms del lugar poblado más próximo. Y el agua se acabó hacía ya mucho. Qué calamidades, que diría nuestra querida Nieves.

image

En mitad de esta sinrazón el bcgn halló, gracias a su buena orientación, una vía asfaltada de ganado que, 10 kms más allá de Oliva de Plasencia, conducía hasta la nacional 630. Una vez ahí, furibundo, el bcgn tiró hasta Baños de Monyemayor, a unos 35 kms, haciendo varias peinetas a un par de señales del camino al cruzarse este con la carretera.
Con la bici uno salió airoso de ese laberinto en una hora de desesperada travesía. Pero ….qué sería de un peregrino andante perdido, sin agua a 35 gradacos?

A las 8 pm llegamos a Baños de Monyemayor. Albergue cerrado. Ninguna nota en la puerta, ni tlf ni nada. El bcgn recurre al último recurso: móvil e Internet. Tlf albergue. Encargado dice que en agosto lo cierra porque apenas hay peregrinos. En guías, Internet y en LA PUERTA del albergue pone que abre todos los días de marzo a octubre. Harto. Sin comentarios.

Finalmente este caballero indica al bcgn que la Sra Alicia, un par de calles más abajo, alquila habitaciones por 12€.
Podia haber sido peor, mucho peor. No hay parte de lesions, la bici intacta, el corazón bronceado. Como dice Lici en el fondo estos sufrimientos hacen disfrutar paradójicamente al bicigrino. Ayer nevó en el desierto de Atacama después de 30 años

Baños de Montemayor-Fuenterroble-Salamanca (8h – 90 kms)

Muchas horas para no tantos kms. Esta vez no hubo percance alguno que reseñar. Gran parte del recorrido era hacia arriba, por eso las ocho horas.

El bcgn no quería riesgos ni pérdidas, así que siguió al comienzo la carretera nacional por el Valle de Ambroz (paralelo al del Jerte) para subir los puertos de Béjar (950 mts) y Vallejera (1200 mts). Subidas tranquilas pronto por la mañana, bien abrigados pues hacía fresco.

En Béjar nos regalaron, sin motivo aparente, unas paraguayas en una frutería y media empanada en una panadería, ambas con amplias sonrisas. O pena o simpatía, algo les transmitió el bcgn.

Tras las dos subidas, apenas hubo descensos. Estamos en la meseta castellana. A 5 kms de Guijuelo, está Fuenterroble y su albergue-casa de acogida, un lugar especial y emblemático, regentado por el insigne cura Blas. Al bicigrino lo trataron la mar de bien y lo nvitaron no sólo a comer (oferta declinada por no abusar de tanta amabilidad) sino a que cuando tenga problemas y necesite rehabilitarse puede ir allí una temporada. Sin pagar nada, sólo echando una mano en tareas cotidianas. Aún existen lugares así en el mundo

image

Al bcgn le moló esta frase por ahi colgada

image

Luego atravesamos dehesas y más dehesas siguiendo la vía de la plata, un poco acojonados tras el estropicio del día anterior. Todo muy bien señalizado esta vez, ningún problema. Apacible reanudación de la vía de la plata, que corría paralela a la antigua calzada romana y sus miliarios:

image

Aprovechamos la plácida jornada para una escueta explicación de los miliarios:

image

image

Siguiendo la vía de la plata, el bcgn subió esterilmente la cuesta de la Dueña de arriba. ‘ sólo100 mts de bici al hombro’ aseguró Agustín hospitalero en Fuenterroble. Mis esos 33! (que diría pepoes) Una hora empujando la burra, hacia un inhóspito parque eólico para obtener unas rácanas vistas, poniendo el chasis de la bici en riesgo. Sin mencionar los ataques a traición de la legión cóndor moscovita. No merece la pena subirla, se puede bordear antes pasando una valla.

Luego Salamana, que no presta su sabiduría así por así, es así de chula. Un gusto reencontrarse con Rafa, Pili y su retoño, Nora.

image

Que pesado Pier, el hospitalero del albergue salmano. Parlanchín y locuaz como pocos, escucha con distinto desinterés con el que habla.
image

Y como no: ese insigne lugar, fortín de los Sogo y regentado por la p…Vieja, sólo una vez profanado, que no mancillado, por las huestes del Donosilla y los hijos de p.

image

Salamanca-Zamora-Riego del camino (6h – 90 y pico kms)

Jornada de transición. Sin anécdotas.
El camino va paralelo la mayor parte del tiempo a la N 630, asi que el bicigrino sólo ha visto asfalto y camiones.

Salimos a las 9:30 de Salamana, tras perdernos un buen rato por sus encantadores rincones. El termómetro marcaba 14 grados (hace 2 días por tierras cacereñas hacía 20 grados más!). Los ciclistas a esas horas iban con culotte y mallots largos además de guantes y braga gargantil, bien abrigados como si fuera el otro solsticio. Viento fresco del nordeste, abofeteando en la proa del bicigrino.

image

Llegamos pronto a Zamora para comer con calma y luego pasear por el centro y la muralla:

image

Sorprende Zamora, igual porque el bcgn se acercó a ella ufano y carente de expectativas.

image

Poco después de Montamarta se divide la vía de la plata, por el camino sanabrés (hacía Sanabria, Orense, etc) o dirección Astorga donde entronca con el camino francés. Su iglesia parecía querer aislarse en un continente aparte:

image

RIEGO DEL CAMINO.
Es increíble que este pueblo humilde y desaliñado, de anárquico trazado urbanístico, tenga un albergue y acoja a peregrinos. Aunque la Sra Dorita es todo amabilidad y simpatía. La media de edad debe rondar los setenta años. Cuesta imaginarse la mezcla de peregrinos y lugareños en fechas concurridas de la vía de la plata, como mayo, junio o septiembre. No hay tienda y el bar Pepe, donde vamos a cenar en breve, es un auténtico tele club de los de antes. Esta noche Joel y Nathalie, dos franceses de Bordeaux, degustarán las excelencias del vino de mesa con gaseosa…

image

Conce, la dueña, no deja de ofrecer queso de oveja y chorizo al atribulado bicigrino, que duda ante tanta atención y recibe por respuesta un ‘eres gilipollas?’ por parte de la tenienta coronel posadera.

Riego del camino-Benavente-Astorga (7h – unos 100 kms)

Que bueno levantarse oyendo radio 3 a todo trapo. Es lo que escuchaban los obreros en la obra de al lado del albergue de Riego. ‘Los del paro’, les llamaba Dorita. A saber.
Hace un frío que pela a las 8 am. El bcgn echa mano de toda la ropa de abrigo que tiene, estira como puede las mangas del ya roído jersey negro intentando cobijar sus heladas manos.
Tíene guasa: hace nada el bcgn se calcinaba en tierras cacereñas y ahora se hiela en esta meseta castellana tan extrema.

Dejamos la nacional 630 en Santovenia y emprendemos una bonita y larga jornada por carreterucas locales zamorano-leonesas hasta la Alonsez’s land.

image

Parajes variados de regadío: alamedas, cereales, girasoles y maizales. En fin, nada que ver con el ‘desierto’ zamorano que comentaban Natalie y Joel anoche en el bar-tele club Pepe. En Bretó, la Santa Iglesia con los AC/DC se ha topado:

image

En Benavente al bicigrino le venden, entre amplias sonrisas, dos plátanos, dos nectarinas y tres peras por tan sólo 0,80 céntimos. Tanto presente alimenticio abruma: o se apiadan o les cae en gracia el quijotesco bicigrino. Benavente en pleno barullo en día de mercado:

image

Precioso el puente de la Vizana, poco antes de llegar a Alija.

image

image

En Alija del infantado (pueblo ya leonés con castillo, barrio medieval, barrio judío y bodegas con pasadizos secretos), todo el mundo parece ir o venir del tanatorio. ‘Es que en este pueblo se mueren de dos en dos, o de tres en tres’, le comentan al sorprendido bicigrino.

image

Resulta harto difícil tomarse un café tranquilo, leer o redactar este blog en los bares castellanos. Todo el mundo (sólo hombres mayores, claro está) vocea enaltecidos con la partida de naipes. Igual que en Portugal, vamos.

Fin de la vía de la Plata. Por fin llegamos a tierras maragatas. Astorga, cuna y fortaleza de los Alonsez, acoge con calidez al bcgn.

image

Un placer irse de cañas con alguien tan majo y salaó como Luis Alonsez.
image

Por cierto Alonsez…y Panero’s land

image

image

Astorga-Rioseco-La Robla-Mieres (9h – 150 kms)

Despedimos Astorga con el alba.

image

El bcgn necesita un equipo de ropa de alpinismo. Son las 8 am y estamos a 7 grados según el termómetro de la farmacia de Carneros. Las manos están congeladas y los mocos comienzan a estalactitazarse. No hay posibilidad de resguarecerse ni entrar en calor, ningún bar abierto durante las primeras horas.

A los 20 kms ya huele a monte y una vez horneados, a partir de las 11 am, seguimos las chulisimas LE 451 y LE 460, sin tráfico.  Pasamos los frondosos valles del río Omañas y el río Luna.

image

Bocata de salchichón en Rioseco de Tapia y tiramos hasta la Robla, donde nos avituallamos contundentemente, acaso demasiado (berenjenas rellenas, carne de cerdo guisada y tarta de queso). Es inaudito, pero en esta aventura goonie siempre que el bcgn ha optado por un menú, nunca ha encontrado un plato de pasta o arroz. Ya es infortunio.
Más adelante una pesada digestión dificultará lastimosamente la subida al puerto de Pajares, a 33 kms desde La Robla. Unas 3 horas tarde el bcgn en alcanzar la cumbre tras varias paradas prescritas po el acordeón de su sistema intestinal (incluida una siesta de 20 mnts en un parque)

image

Nos reencontrarnos inesperadamente en la cumbre con el camino. Es el poco conocido Camino del Salvador, que transcurre entre montañas desde Astorga hasta Oviedo. Reza el dicho que “Quien va a Santiago y no al Salvador (de Oviedo) visita al criado (al Apóstol) pero no a su Señor (Cristo)”.

En Mieres, el trasero del bicigrino dice basta y que ya toca cambiar el incómodo sillín por un confortable sillón. El Hommer que el bcgn lleva dentro sueña con cojines mullidos, espuma, viscolelásticas y flotadores

Y colorín colorado, chimpum.

No sabéis lo alentadoras y reconfortantes que han sido vuestras pinceladas y vuestros ánimos. Raúl, Lici, Pepoes, Maribel, Jesús, Javi, Rubens, Silvia, Candelas, MartaS (ambas) muchos zenquius Chic@s!